img_3105Las historias de caníbales siempre han causado alarma en la sociedad. Películas como Hannibal se han inspirado en el canibalismo, y en la vida real este comportamiento se asocia a criminales y personas que padecen de sus facultades mentales.

Sin embargo, un nuevo restaurante que ofrece carne humana busca quitar el estigma de los caníbales y hacer de esta carne un ingrediente más de la oferta gastronómica.

En Japón, comer carne humana no es un delito y el restaurante “Resu оtоtо nо shоkuryоhin”, qué significa “Hermanо cоmestible” ha aprovechado esta disposición para ser el primer sitio descarga (1)en ofrecer platillos de carne humana.

Desde 2014, las leyes de este país permiten la existencia de restaurantes de carne humana bajo ciertos estándares que incluyen un alto nivel sanitario como en lo que al origen de la carne se refiere.

En el restaurante cocinan la carne con especias, por lo que –de acuerdo con los comensales– el sabor de la carne pasa desapercibido.

El precio de un platillo ronda los mil 200 euros (alrededor de 26 mil 44 pesos)  debido a que la carne es oficial y procede de personas que venden su cuerpo antes de morir para ser consumido por humanos.

El consumo de carne humana no es más peligroso que comer la carne cocinada de los otros animales. Las consecuencias para la salud son similares que cuando se ingiere carne contaminada de cualquier otro mamífero grande. Sin embargo, hay un órgano que debe ser evitado a toda costa en el caníbalismo, el cerebro. La acumulación de la proteína prión en dicho órgano puede causar enfermedades como el kuru y la enfermedad de Creutzfeldt-Jakob.

Las persоnas que venden su carne deben de seguir un tratamientо médicо especial que previene el deteriоrо de la carne cuandо la muerte es natural.

imagesDe acuerdo con un comensal argentino, quien se ha convertido en el primer occidental registrado en acudir al restaurante, el sabor de la carne humana es parecido al de la carne de cerdo, pero con una textura un poco más dura.

La remuneración económica por vender el cuerpo para consumo humano es más alta si el finado es joven. El dinero lo recibe la familia, por lo cual el monto que se obtiene por la venta del cuerpo nunca es disfrutado por quien decidió hacer de su carne una experiencia culinaria única y peculiar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here